VIDA DIARIA

1. Consumo apropiado de papel

  • Utiliza preferentemente los formatos digitales para trabajar y compartir información e imprime solamente los documentos necesarios.
  • Si vas a utilizar papel, de preferencia que sea reciclado y usa las hojas por los dos lados en el fotocopiado e impresión de documentos.
  • Escanea documentos importantes y guárdalos en una carpeta virtual en lugar de fotocopiarlos.
  • Reutiliza todo el papel usado que puedas. El papel inservible, rómpelo antes de depositarlo en los contenedores de basura para reducir el volumen.

2. Uso y cuidado de tu automóvil

  • Revisa el filtro del aire. Un filtro limpio ayuda a ahorrar hasta 10% de combustible.
  • Llantas alineadas y presión correcta para ahorrar 10% de combustible.
  • Usa el tipo de aceite recomendado por el fabricante. Una elección incorrecta puede aumentar el consumo hasta un 3%.
  • Planea tus rutas y programa tus salidas para ahorrar del 10% al 35% de gasolina.
  • Arranca el motor sin acelerar e inicia inmediatamente la marcha si el coche utiliza gasolina, o espera un instante si utiliza diésel.
  • Apaga el auto si tienes que esperar más de 2 minutos. Si el motor trabaja sin movimiento, sólo consume gasolina.
  • Mantén una velocidad de circulación lo más uniforme posible para reducir el consumo de combustible.
  • Usa el aire acondicionado en la carretera en lugar de llevar las ventanillas abajo, ya que de esta manera aumenta la resistencia del vehículo al aire y disminuye el consumo de combustible.
  • En la ciudad baja las ventanillas en lugar de usar el aire acondicionado, ya que puede aumentar el consumo de combustible de 20% a 35%.
  • Afina tu motor para mejorar el kilometraje de tu auto. Un motor mal reglado puede aumentar el consumo en un 9%.
  • Comparte tu auto con compañeros de tu zona para ir a trabajar.
  • Para los desplazamientos cortos, ve a pie o bicicleta y en distancias largas utiliza preferentemente transporte público.

3. Compras y consumo responsable

  • Pago justo, no regatees, paga el precio justo a comerciantes y artesanos locales.
  • Consume productos locales, de esta manera fomentas la economía de tu localidad, se conservan puestos de trabajo, apoyas la economía familiar de pequeños empresarios, ayudas a construir un país más justo evitando fortalecer monopolios y reduces tu huella de carbono. ¡Apoya al progreso de tu gente!
  • Evita comprar o usar productos desechables.
  • Reutilizar antes que comprar. Muchas de las cosas que estas por tirar pueden volver a utilizarse, usa tu imaginación.
  • Cuando vayas de compras, no olvides llevar una bolsa de tela.
  • Compra productos concentrados, de tamaño familiar o a granel, así generas ahorros económicos y minimizas los residuos.
  • Adquiere productos naturales para tu asea personal, recuerda que el uso de aerosoles o exceso de espuma perjudica al ambiente.

4. Gasto consciente

  • Antes de comprar algo, reflexiona lo siguiente: ¿Lo necesito? ¿A quién apoyo con esta compra? ¿Cómo se realizó este producto?
  • Si decides hacer alguna compra, averigua si son productos locales, de que materia prima se fabrica, como impacta su proceso de manufacturación al ambiente, cuantos residuos genera o si provoca algún daño o injusticia social.

5. Ruido aceptable

  • Evita los ruidos fuertes al interior de tu casa: reduce el volumen de los celulares, televisores, teléfono fijo, utiliza audífonos para escuchar música, cierra despacio las puertas, cierra la puerta del área donde uses un electrodoméstico, lavandería o taller y si tienes fiesta, procura no hacer ruido excesivo después de medianoche.
  • Use muebles y accesorios (cojines, cortinas, alfombras, tapetes, etc.) que disminuyan el ruido en el interior de su casa.

6. Crea espacios verdes

  • Planta un árbol en el patio de tu casa. Cuando selecciones la especie toma en cuenta cuanto crecerá, si el lugar donde lo pondrás recibe suficiente sol y si las condiciones del suelo son las adecuadas.
  • Construye un huerto familiar en casa. Utiliza un pedacito de terreno, un recipiente o una caja para sembrar hortalizas o árboles frutales para autoconsumo.

7. Talento local

  • Reconocer, valorar y fortalecer el talento local genera menor costo, mayor lealtad, mayor rendimiento y mejores resultados.

8. Conocimiento existente

  • Hacer uso del conocimiento existente dentro de tu entidad (estudios, investigaciones, manuales de procesos, etc.) disminuye gastos, disminuye la pérdida de información y se avanza con pasos firmes.
Acceso a la Unidad de Transparencia y Archivos del Poder Ejecutivo